9 ene. 2015

[SCAN | NOTA] Clarin: #Guapas: fin de fiesta

Televisión.Hoy, a las 21, se emite el último capítulo de la tira de El Trece. Clarín fue testigo de la grabación final entre las seis amigas. Toda la intimidad del “detrás de escena”.


En un miércoles soleado de los primeros días de diciembre, la esquina de Tinogasta y Artigas, en Devoto, se convierte en el set al aire libre más hermoso. Cubierta de árboles que dejan pasar la luz, la tranquilidad es tanta que no hace falta cortar la calle. Estamos a punto de ser testigos del último encuentro de las Guapas (a las 21, por El Trece), que rieron y lloraron todo el año pasado. Que ahora van a buscar una segunda oportunidad y una revancha en la vida.

En este exterior de una cuadra de largo, los técnicos instalan equipos y luces, en donde esta historia tendrá su merecido cierre. Como si estuviéramos presenciando Guapos, una versión masculina de la tira que nos convoca, el equipo técnico es una reunión de veinte muchachos a los que les faltan las cervezas, hablan de todo, se hacen chistes, uno duerme la siesta en el camión donde guardan los equipos, hay música y charlas distendidas. Pero no por mucho tiempo más. "En diez minutos estamos", dice uno de los técnicos, y vuelve a la charla. En la calle que va en una sola dirección, pasean perros y una mujer con la bolsa de las compras. "¿Están listas?", pregunta otro, mientras un hombre pasa trotando por al lado sin siquiera dar una miradita al set, que atestiguará la última escena de la comedia.

Otro grupo de detrás de escena habla de series de TV, mientras atan un tamizador a un árbol "para que filtre la luz", explican, ya que momentos mas tarde estarán las seis Guapas paradas ahí mismo con sus marcas. Instalan en el piso una cámara con carro, ponen unos conos para advertir a los vecinos, y llega un policía. Entonces se huele. "En breve vienen, Ara ya está lista", avisa uno. Del edificio estilo inglés que hay al lado, un curioso mira por la ventana tratando de descifrar qué es lo que hay para ver. Curiosidad atinada, ya que segundos después llega caminando Isabel Macedo, con tacos altísimos que no titubean en lo más mínimo por las baldosas rotas. Automáticamente, la escena cambia, y la reunión de muchachos se vuelve un verdadero estudio. Laura Luna (el personaje de Macedo) saluda a todos, cuando en eso llega Inés Estévez, a lo que Silvita (su chica de ficción) se pone a mascar chicle y -con anteojos negros, zapatillas y calzas- se acerca a Laura. Mercedes Morán llega impecable, cuando advertimos que Mónica Duarte (su alter ego) está en pantuflas y recién se calza los tacos cuando es estrictamente necesario. Ya sin distinguir a las actrices de sus personajes, las chicas hablan de selfies y sus menciones en Twitter. Carla Peterson se hace presente y su Mey García del Río se pone a hablar con los técnicos, mientras repasa sus parlamentos con mucha soltura. Muriel Santa Ana se une al resto y deja ver los rulos recién hechos de Reina Suárez. La última en llegar, contra lo anunciado, es Araceli González, que abraza a la gente de la producción, y su Andrea Luna propone una selfie grupal al grito de "esto se termina".

Es inevitable pensar en Florencia Bertotti, y en lo lindo que sería volver a ver a Lorena Giménez (se fue hace tres meses). "Ara, por acá", se escucha: con tres cámaras y micrófonos, no se pierde el tiempo. Pasan la escena, y todo tiene sentido. Silvita se sienta en la vereda y descansa contra la combi escolar, una protagonista más de este final. Gritan "silencio". Reina bromea con el fotógrafo de Clarín: "Es una desgracia que me saquen fotos al lado de ella" (refiriéndose a Laura). Luego de grabar esta primera parte, uno confirma que es un espectador privilegiado de eso que traspasa la pantalla. Para la segunda parte de la escena, todo se mueve. Los técnicos ponen sacan, mueven juntan, enrollan, y reubican. En este interín las guapas aprovechan para sentarse en el cordón de la vereda y tomar mate. Silvita se acuesta cuando el calor empieza a subir. Hay unas treinta personas en la cuadra. Unos adolescentes con guitarra que pasan de camino a casa chusmean hasta darse cuenta de qué se trata, y tras una breve charla deciden quedarse hasta el final de la grabación.

Andrea pregunta si para la escena puede putear, a lo que Mónica la agarra y le ayuda con las palabras.Bromean con hacerle un homenaje al Chavo, en lo que Mey no duda en imitar a Quico, hasta que hay que repasar la última parte de la escena. Se tienta, todos ríen y repiten. Hay corridas con tacos, y mucha sincronización. Mónica se tienta y Silvita acota: "Basta que me meo". Química que se va a extrañar, lo que sucede es muy poderoso. Las guapas se sacan todo lo que tienen para darle merecido cierre a esta historia, sin dejar de llamar la atención, porque con los alaridos finales los vecinos salen a la vereda a ver qué sucede, y a atestiguar un cierre que quedará en la retina de muchos televidentes.

Al terminar, un espíritu de fiesta toma la escena, las actrices se sacan fotos todas juntas, se abrazan con una alegría genuina que no distingue ficción de realidad. Carla Peterson recuerda el final de La banda del Golden Rocket. "¿Cuántas fotos salieron? ¡Seis!", bromea ella. Se abrazan, una con cada una, la cámara corta, y el abrazo sigue. Aplauden, la gente en la calle se suma al aplauso y se acerca. Araceli se saca fotos con una señora, su hija, y sus dos nietas seguidoras de la telenovela, que vieron este final antes de tiempo, pero juran que no dirán nada.

Como regalo a los que las acompañaron, las actrices traen helado para el equipo. Cuando todo se concentra en los potes de diferentes gustos que cierran este ciclo, al mirar para el set, ahora pelado, las guapas ya no están. Todo se vuelve como al principio. Los árboles que dejan pasar la luz y la calma de una calle poco transitada un miércoles soleado en Devoto. Fin.

Lo que nos deja la historia

De Marzo a enero, a pura guapeza

173 son los capítulos que deja Guapas, desde su primera emisión, el 17 de marzo de 2014. Tuvo un final previsto para septiembre, pero a causa de su éxito la tira se extendió, lo que significó un giro en la trama: la salida de Florencia Bertotti y, al mismo tiempo, la incorporación de Inés Estévez y Muriel Santa Ana, que se sumaron a Carla Peterson, Araceli González, Mercedes Morán e Isabel Macedo.La tira tuvo excelentes personajes secundarios, como el galán Donofrio de Alberto Ajaka y la inefable Debi de Vivian El Jaber. Producida por Pol-Ka, y escrita por Carolina Aguirre y Leandro Calderone, Guapas -un grupo de mujeres unidas por la estafa de una financiera- innovó con el uso de las redes sociales dentro y fuera de la pantalla: más allá de lo que escribían las actrices, estaban los imperdibles tuits de los personajes.




SCAN








No hay comentarios.: